Formas simples de agregar oxígeno a la sangre – Dieta basada en plantas – Recetas y suplementos para bajar de peso

Author

Categories

Share


Recientemente, vi un anuncio de un producto costoso que decía que promovería más oxígeno en el torrente sanguíneo al tomar solo unas pocas gotas. Pensé: «Hmm, parece que podría ser útil y agregar otro segmento a mi régimen ya saludable». Pero algo me hizo profundizar un poco más para descubrir lo difícil que sería aumentar el oxígeno en mi sangre. Estoy tan feliz de haberlo hecho, ya que he encontrado numerosas formas de mantener el flujo de sangre en oxígeno.

En un ambiente saludable, nuestras células son ricas en oxígeno, rejuvenecidas todas las noches mientras dormimos. Los niveles óptimos de oxígeno le darán más energía, una mejor función cerebral y menos estrés. La fatiga se superará fácilmente y se verá y se sentirá más joven.

Un ambiente con poco oxígeno priva a las células de los nutrientes esenciales necesarios para limpiar y reconstruir la energía. Como resultado, los fluidos corporales y la sangre se vuelven sucios y tóxicos. La falta de oxígeno debilita todos los sistemas del cuerpo y es la principal causa de enfermedad. Debilita el sistema inmunitario, lo que puede conducir a infecciones virales, mutaciones de ADN, bacterias patógenas, inflamación, enfermedades cardíacas, acumulación tóxica en el torrente sanguíneo y envejecimiento prematuro.

En este artículo, profundizaremos en la forma en que se usa el oxígeno en el cuerpo y en 14 formas fantásticas de aumentar los niveles de oxígeno:

Cómo se usa el oxígeno en el cuerpo

La versión simple se ve así: cuando respiramos, el oxígeno del aire que respiramos se propaga a través de las membranas y los glóbulos rojos. La sangre rica en oxígeno circula por todo el cuerpo y encuentra los tejidos que necesitan oxígeno.

Las enzimas en el cuerpo se combinan con moléculas de oxígeno e inician muchos procesos metabólicos (es decir, oxidativos) en el cuerpo. Uno de los productos de desecho de oxidación es el dióxido de carbono, que luego es liberado por las células a la sangre. Se combina con la hemoglobina y los bicarbonatos y se transporta de regreso a los pulmones, donde el proceso comienza nuevamente.

Cómo el oxígeno apoya la desintoxicación del cuerpo

La salud en el cuerpo humano depende en gran medida de la eficiencia con la que los nutrientes pueden ser absorbidos y utilizados a nivel celular, así como de la efectividad con la que se pueden eliminar las toxinas y los desechos.

Los desechos celulares se eliminan del cuerpo de varias maneras. Parte de los desechos se disuelve en agua y se transporta a los riñones y al hígado para ser filtrados. Luego se elimina a través de la orina y los intestinos. Las toxinas también se excretan del cuerpo a través de la transpiración.

Sin embargo, algunos de los venenos más tóxicos del cuerpo solo pueden «quemarse» y neutralizarse mediante la oxidación. Esta es la tarea de los glóbulos rojos ricos en oxígeno que circulan desde los pulmones hacia los órganos y glándulas más profundos del cuerpo.

Minimice la exposición a las toxinas ambientales (por ejemplo, usando filtros de aire y agua, comiendo alimentos orgánicos, usando productos de cuidado personal libres de tóxicos, etc.) mientras restaura el equilibrio de oxígeno del cuerpo Es un plan de sentido común para el rejuvenecimiento celular y la prevención de enfermedades.

Dado que las células no pueden almacenar suficientes niveles de oxígeno durante más de unos pocos minutos a la vez, el cuerpo necesita un suministro constante de oxígeno del medio ambiente. Los diferentes métodos naturales para aumentar los niveles de oxígeno en el torrente sanguíneo lo ayudarán a evitar los efectos de los bajos niveles de oxígeno y mejorar su salud.

La oximetría de pulso es un método para monitorear indirectamente la saturación de oxígeno para garantizar niveles normales de oxígeno en la sangre, por lo que invertir en un oxímetro de pulso es una de las formas más fáciles de controlar su salud.

14 formas de aumentar el nivel de oxígeno en la sangre

Restaurar los niveles de oxígeno en la sangre es más fácil de lo que piensas; solo requiere algunos hábitos nuevos y ajustes simples de estilo de vida. No se preocupe por usar oxígeno suplementario, considere estos consejos como una forma de terapia de oxígeno natural.

  1. Abre tus ventanas. El aire viciado atrapado entre las paredes de la casa puede reemplazarse fácilmente por aire fresco cuando se abren las ventanas y circula el oxígeno.
  2. Coloca plantas por toda la casa. Las plantas absorben dióxido de carbono, por lo que organizar plantas y flores frescas en el interior puede aumentar los niveles de oxígeno en su espacio vital.
  3. Invierta en difusores de sabor natural. Deje de comprar velas comerciales y ambientadores para entornos cargados de productos químicos nocivos. Las opciones orgánicas como las velas de cera de abejas naturales pueden facilitar la respiración de aire fresco y oxígeno puro en la sangre.
  4. Ejercicio. La actividad física mejora el sistema respiratorio, ayudando a los pulmones a absorber oxígeno. El ejercicio aeróbico es la mejor opción para la oxigenación del cuerpo, así que intente caminar, caminar o andar en bicicleta.
  5. Aumenta tu consumo de agua. Teniendo en cuenta que el agua está compuesta de oxígeno, mantenerse hidratado durante todo el día puede garantizar que el elemento se disperse adecuadamente en todo el cuerpo.
  6. Elimina la sal de tu dieta. Una dieta baja en cloruro de sodio puede conducir a una mayor oxigenación de los riñones y la sangre.
  7. Consume más ácidos grasos esenciales. Los ácidos grasos esenciales pueden aumentar la cantidad de oxígeno transportado por los glóbulos rojos. Dado que el cuerpo no puede producir ácidos grasos esenciales omega-6 por sí solo, come más nueces y semillas que el cáñamo, el lino, la calabaza y la chía.
  8. Siga una dieta basada en plantas. La eliminación de alimentos procesados ​​y productos animales de la dieta elimina el exceso de acidez del cuerpo. Una dieta basada en plantas que está cargada de vegetales de hojas verdes como la col, las espinacas, las acelgas, el perejil, los brotes, la col y la mostaza puede ayudar a alcalinizar el cuerpo.
  9. Evite las drogas recreativas y el alcohol. El estrés oxidativo se asocia con un mayor uso de estos productos poco saludables. Deje de usar drogas y alcohol para mantener sanos los tejidos y órganos.
  10. Mantener un pH alcalino del cuerpo. Cuando el nivel de pH cae, la cantidad de oxígeno en los glóbulos rojos disminuye. Comprométase a mantener niveles normales de pH evitando los alimentos procesados ​​y los azúcares refinados.
  11. Revisa tu plancha. ¿Sabías que los glóbulos rojos normales están llenos de hierro? Si tiene anemia, consumir más alimentos ricos en hierro, como granos enteros, nueces, semillas y vegetales de hoja verde oscuro puede aumentar la absorción de hierro, lo que permite que los glóbulos rojos transporten oxígeno.
  12. Tómese el tiempo para orar. Tomarse el tiempo para hablar con Dios mientras se relaja y se concentra en la respiración no solo reduce el estrés; También puede mejorar la ingesta de oxígeno.
  13. Aprende a respirar adecuadamente. Si bien la respiración es un hábito natural, las técnicas correctas pueden garantizar que reciba suficiente oxígeno en los pulmones. Inhale lentamente desde el diafragma y exhale por la nariz.
  14. Mejora tu postura. La forma de levantarse, sentarse y caminar puede afectar el proceso de respiración e inhibir la cantidad de oxígeno que ingresa a los pulmones. Trabaja para mejorar tu postura para inhalar la mayor cantidad de oxígeno posible.

Ahora tiene 14 formas diferentes de reponer oxígeno en el torrente sanguíneo. ¡Comience a implementar estos consejos en su rutina diaria!

Author

Share